Publicado: 16 de Septiembre de 2015

La llaman flakka, una nueva droga de diseño con efectos tan potentes como mortales. Hasta el pasado fin de semana, quien se intoxicaba con ella, moría. La excepción ha ocurrido en Mallorca, donde el primer superviviente de la flakka estuvo ingresado en el hospital de Son Espases. Se trata del primer caso de intoxicación detectado en Baleares y podría ser, además, el primero en España y el único en Europa que ha logrado salir con vida tras intoxicarse con esta sustancia. Todos sus precedentes clínicos acabaron en muerte.

Pese a que los jóvenes consumen la flakka como si de cocaína o éxtasis se tratara, buscando una sensación de euforia, sus efectos pueden ser muy graves. Entre los síntomas están las alucinaciones, la agresividad, la hipertermia con una temperatura corporal superior a los 38 grados, hipertensión o arritmias cardiacas. "En cuestión de horas puede llegar a causar la muerte", explica el doctor. Realidad que, junto a lo desconocido de esta nueva sustancia, ha llevado al hospital a dar aviso a las instituciones por si consideran necesario activar una alerta sanitaria.