Publicado: 16 de Mayo de 2016

Sanidad alerta de los riesgos médicos y sociales de esta sustancia y de las falsedades que banalizan su consumo. 

El delegado nacional del Plan Nacional sobre Drogas, Francisco de Asís Babín, ha alertado de una alta probabilidad de que el cannabis sea la tercera "gran epidemia" de drogas en España, tras las heroína y la cocaína en las tres últimas décadas.

Ha insistido en los riesgos médicos y sociales de esta sustancia y de las falsedades que banalizan su consumo, en la presentación de las próximas jornadas "Mitos y realidades sobre el cannabis".

El delegado se ha mostrado sorprendido por las informaciones de prensa que indican que el Consejo de Ministros alemán haya aprobado un proyecto de ley que permitirá a los médicos recetar flor seca de cannabis y extracto de cannabis a enfermos graves sin alternativa terapéutica. Ha distinguido entre cannabis y sus derivados y lo que son los principios activos.

 La posición de España es "muy clara", ha dicho, pues las convenciones internacionales autorizan, incluso alientan el uso médico de los principios activos siempre que haya evidencias científicas para ello.

"España alienta eso y lo respeta y tiene una regulación perfectamente eficiente que permite comercializar a través de unos procesos de verificación, cualquier principio activo de cannabis cuando se demuestre que es eficaz, eficiente para una patología concreta", ha reiterado. En esta línea, se ha mostrado contrario al consumo directo del cannabis y sus derivados, a la espera de hablar con su colega alemán.

  Ha defendido la prevención entre la población en general y, particularmente, entre los grupos de más riesgo, por ejemplo acabando con mitos como que es una sustancia inocua o la "panacea" que lo cura todo.